El reparto de tareas en casa es imprescindible para una correcta organización y limpieza del hogar. Hoy en día, en el que siempre vamos con prisa y parece que al día le falten horas para abarcar todo: trabajo, casa, familia, ocio…es necesario que en casa todos nos coordinemos,colaboremos juntos y podamos disfrutar más del tiempo libre y del tiempo de descanso y en familia. 

Es cierto, que en  los últimas años el reparto de las tareas del hogar empieza a ser más equitativo, pero en muchos hogares la mujer todavía lleva el peso de la casa. Y es que, según el CIS, solo un 14% de las parejas reparte de forma equitativa todas las tareas del hogar.  Así que contribuye a aumentar esta cifra y empieza a repartir tareas.

 

¿Cómo hacemos el reparto de tareas en casa?

Si has compartido piso, sabrás que los compañeros se reparten las tareas y establecen un planning para saber qué debe realizar cada uno y cuándo hacerlo. ¿Por qué no hacer lo mismo en casa?

En primer lugar habla con tu pareja  y PLANIFICA. Puedes hacer un planning semanal o  mensual e ir anotando quién se encargará cada día de cada tarea. Es importante que sepáis la disponibilidad y el horario de cada uno. Por ejemplo, si hay un día que uno de los dos va a llegar más tarde a casa, el otro puede asumir ese día más tareas o responsabilidades.

 

 

Para repartir las tareas, tendréis que tener en cuenta:

Frecuencia. Hay tareas más rutinarias que se realizan con mayor frecuencia: Hacer la cama, tirar la basura, hacer la colada ( y con estos trucos alargarás la vida de ropa de forma rápida y sencilla)…y otras que menos.

 

Gustos. Siempre hay tareas que nos gustan más y otra menos. Si a uno le gusta más  cocinar que al otro puede adoptar esa tareas como suya.

 

Equidad: Intentar que el reparto sea equitativo. Para que uno no tenga que hacer siempre una tarea que no le gusta o  tenga que encargarse de las tareas diarias  y otro de las más esporádicas.

 

Flexibilidad:  No tenéis que cumplir siempre a raja tabla lo que dice el planning. Es decir, si a tu pareja no le da tiempo a hacer la cama ese día, no dejes de hacerla tú solo porque no te tocaba. Ayudaros y colaborar siempre juntos.

 

Comunicación: Para un buen reparto de tareas es necesario una buena comunicación y llegar a un consenso en el que los dos estéis de acuerdo

Para el reparto de #tareasdomésticas es necesario una buena planificación, comunicación y consenso con tu #familia Clic para tuitear

 

¿Y los niños, pueden colaborar en el reparto de tareas?

 

Siempre que las tareas estén adaptadas a su edad es recomendable que los niños colaboren en casa. Pueden empezar recogiendo sus juguetes, tirar su ropa a lavar, ayudar a poner o quitar la mesa y así sucesivamente conforme se vayan haciendo mayores. Tener sus propias rutinas y tareas en casa les generará responsabilidades, les hará sentirse útiles y les preparará para el futuro.

Los #niños que colaboran en las tareas de casa asumen responsabilidades, se siente más útiles y están mejor preparados para el futuro Clic para tuitear

Además también podéis tomaros las tareas del hogar como un tiempo para pasar juntos en familia. Animaros a ir juntos a hacer la compra, diseñar los menús y cocinar junto o cuidar del jardín y que los niños aprendan desde pequeños a cuidar de la naturaleza.

Si te ha gustado este post comparte 🙂