¿Te da la sensación de que tu ropa dura menos? Alargar la vida a tu ropa es fácil, si sabes cómo. Solo tienes que seguir estos consejos cada vez que hagas la colada.  Puede que al principio te cueste un poco pero en nada cogerás el ritmo y ya harás estas tareas de forma mecánica. Tu ropa estará mejor cuidada  y verás cómo te dura más tiempo.

 

Lee las etiquetas

 

Es imprescindible que leas las etiquetas de cada una de tus prendas. En ellas encontrarás toda la información relativa al lavado, planchado y secado de tu ropa. Se acabaron las dudas y los disgustos. Ya no estropearás tu camiseta preferida en la lavadora por no leer que había que haberlo a mano.

Lee siempre las etiquetas de la #ropa para saber cómo lavar, secar y planchar #CuidatuRopa Clic para tuitear

 

Comprueba las manchas

 

Antes de poner la lavadora comprueba tu ropa. Si encuentras alguna mancha quítala antes de lavarla, así te evitarás tener que volver a hacerlo. Ganarás tiempo y  no tendrás  que volver a lavarla y a repetir pasos. Para ayudarte con la tarea  puedes usar un buen quitamanchas, los hay en líquido y en polvo.

 

Separa por colores

 

Si no quieres que tu ropa destiña separa la ropa por colores. Pero no te quedes en separar la ropa en blanco, negro y de color. Separa también la ropa de color por tonalidades.  También puedes usar toallitas anti-transferencia para garantizar que ninguna prenda destiña y estropee el resto de la colada.

Para que tu ropa no destiña separa siempre por #colores: Claros, oscuros, cálidos y fríos. Clic para tuitear

Escoge el detergente adecuado

 

Al igual que cada tipo de prenda necesita una temperatura y/o un programa diferente cuando la metes en la lavadora, también es conveniente utilizar un detergente específico para cada tipo de ropa. En el mercado puedes encontrar diferentes tipos de detergente, para ropa blanca, oscura, para bebe, para ropa deportiva, ropa delicada…

 

Llena con la cantidad adecuada

 

Esta claro que no vamos a poner una lavadora solo por la mitad. No estamos para desperdiciar agua. Pero tampoco la cargues hasta arriba porque tu ropa no se lavará bien al no tener suficiente espacio. Y con la secadora ocurre lo mismo.

La ropa bien seca

 

Si secas la ropa en la secadora hazlo con el programa adecuado y una vez termine sácala enseguida para evitar que la ropa se arrugue más de lo necesario. Si secas en el tenderete asegúrate de que la ropa esté a la sombra, bien estirada y del revés para que el sol no se coma los colores.

 

 

A la hora de planchar…

 

Intenta planchar cuando recojas la ropa de la secadora o del tenderete. Así no se arrugará tanto y reducirás el tiempo del planchado. Es recomendable planchar con la prenda un poco húmeda, del revés y a temperatura baja.

 

Doblada y  ordenada

 

El último paso es doblar bien la ropa, elegir las perchas adecuadas y guardarla bien ordenada en los cajones y el armario. De nada sirve hacer la colada y después tener un armario desordenado con la ropa mal amontonada y arrugándose.

Si te ha parecido interesante y aplicarás estos consejos para alargar la vida a tu ropa….

Comparte 🙂

Quizás te interese